martes, 16 de noviembre de 2010

Nota social



En un gesto de honradez que me enorgullece, devolví en pasados días un libro recopilando material del fallecido autor francés I. Chaland a su propietario, el dibujante Juan Sáenz Valiente.
La ceremonia se llevó a cabo en un inmejorable marco anímico y moral (tal como se puede apreciar en la fotografía).
Esperemos que este acto sirva de ejemplo a incontable número de artistas y lectores que atesoran volúmenes ajenos con total impunidad y desparpajo.
Juan puede hoy volver a confiar en la humanidad.

15 comentarios:

Anónimo dijo...

Caramba! Si Diógenes viviera...

Anónimo dijo...

¡Pero qué momento cumbre! Cabe agregar que Lucas Nine me devolvió el libro con las páginas 56 y 57 pegoteadas entre sí por mermelada. Agradezco públicamente a la srta Cecilia por el scon que me ofreció y que se me ve masticando en la foto.
Juan Sáenz Valiente

Lautaro Fiszman dijo...

Es realmente emocionante!!

Diego A. Parés dijo...

Yo no le devolvía una mierda.

Lucas Nine dijo...

Lo pensé, pero preferí capitalizar el encuentro a través de este blog para atraer prestamistas incautos.

Minaverry dijo...

¡Bah! A nadie le interesan estas anécdotas melosas de la vida dibujantil... ¡Queremos ver dibujos de minas bien guerreras, con hachas y espadas, somo las de los discos de Rata Blanca! ¡Queremos ternura y aventura! ¡Queremos carne y sangre! ¡Retiro de Afganistán ya!

(Comentario hecho en solidaridad con las luchas de los obreros de la Minnesota Vacuum Cleaner Incorporated)

Lucas Nine dijo...

Pronto subiré una foto así con la devolución de tu libro de los Decadentes, lo prometo!

el aerolardo dijo...

Pero qué linda escena, faltan Heidi, Copo de nieve, Clarita, el Abuelo, Pedro, Niebla, y la dominatrix esa que no me acuerdo cómo se llama...
Saludos. Gran blorghhhghh!

Patota Potente dijo...

Un gesto honorable y bastante pelotudo para los tiempos que corren.

Lucas Nine dijo...

La señorita Rottenmaier?

vladimiromerino@gmail.com dijo...

jaajaja

luciana fernandez dijo...

la montaña photoshopeada es la unica manera de hacer q L tome aire puro y q J no se tire peligrosamente en aladelta

Lucas Nine dijo...

De haber estado tu ahi, no habría necesidad de Heidi...

Silvio Daniel Kiko dijo...

Emocion hasta la erosión ocular por el llanto, sin dudas, ahora que me acuerdo yo te preste...?

Anónimo dijo...

me encanta como se rie merino
un grande